¿Cómo eliminar la cal de la alcachofa y evitar embozos en el desagüe?

Una consecuencia del uso constante de agua en nuestros hogares es la aparición de cal en los grifos y en las mamparas. La cal es visible y provoca colores blanquecinos  que nos evita dejarlo limpio. Es una tarea poco costosa pero sin embargo no la solemos hacer por dejadez.

Para saber cómo eliminarlo tendremos que saber qué es la cal y debido a qué se acumula. La cal es una sustancia que se pega con facilidad e intensidad a los grifos, mamparas… Un consejo para poder quitar la cal periódicamente sin problemas es no dejarla durante mucho tiempo ya que cuanto más tiempo pase, más se incrusta y por tanto más difícil de quitar. Cuanto más difícil sea de quitar más rascaremos el grifo o mampara, y  que probablemente dañaremos.

Hoy en día nos ceñimos al camino más corto, es decir, ir al supermercado y coger un producto anti cal. El problema es que la mayoría de estos productos como muchos otros es que son agresivos contra los materiales de nuestro baño que pueden provocar en un futuro daños irreversibles.

Os proponemos 3 pasos con los que quitaremos la cal y evitaremos utilizar un producto industrial.

  • Mojar un trapo con zumo de limón y envolverlo alrededor del grifo. También se puede hacer con vinagre.
  • Dejarlo en reposo durante una hora para que pueda hacer efecto y con ello poder sacar la cal de una manera sencilla y rápida
  • Después de dejarlo reposar, aclaramos con agua y frotamos con cuidado con una esponja.

Sin embargo, con esto no queremos decir que sea totalmente eficaz. Si el problema sigue es porque la cal está demasiado incrustada en el grifo o alcachofa. Por ello proponemos un método un poco más duradero y fuerte. Este método trata de dejar el mando y dejarlo durante un largo periodo de tiempo en un cubo con vinagre.

Un problema relacionado con la cal de la alcachofa es también como evitar atascos en el desagüe que suelen provocar los restos de jabón. Existe una mezcla fácil de realizar. Consiste en  250 gramos bicarbonato sódico, 250 gramos de sal gorda y 25 centilitros de vinagre blanco.  Este remedio es para evitar posibles atascos, pero si el desagüe ya no traga bien tendremos que utilizar otros métodos.

El primero de ellos es coger un cazo de agua hirviendo y tirarlo por el desagüe, si así no se soluciona el problema podemos coger una botella de COCA COLA. Este líquido suele comerse todos los restos que puedan depositarse en las tuberías.

Existen métodos más extremos pero eficaces como usar la sosa caustica, pero ATENTOS, puede provocar quemaduras graves.

Deja un comentario

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar